Mira este vuelo épico con wingsuit sobre Sudáfrica

Espiritu Aloha | Feb 28, 2019
Share this post...Tweet about this on TwitterShare on FacebookGoogle+Email to someone

El Drakensberg es una cordillera famosa por sus picos y valles, además de por albergar muchas especies endémicas e incluso por tener algunas pinturas en las rocas. Aquí te vamos a mostrar el primer vuelo en wingsuit que se ha realizado sobre este legendario emplazamiento.
Echa un vistazo a Barrier of Spears en el reproductor de arriba.
Imagen de la cordillera Drakensberg en Sudáfrica fotografiada el 12 de diciembre de 2018.
“Nos encanta mostrar lugares increíbles del mundo de una forma nunca vista hasta ahora”, dice Jon DeVore quien, junto con otros dos miembros del Red Bull Air ForceMike SwansonMiles Daisher, estuvo en Sudáfrica para volar con wingsuit sobre el Drakensberg.
“Mucha gente ha visto imágenes de la región de Drakensberg pero no a vista de pájaro”, añade DeVore.
Mike Swanson y Miles Daisher, miembros del Red Bull Air Force, consultan un mapa de las montañas Drakensberg.
Esta espectacular cordillera lleva años atrayendo a atletas y aventureros que se han enfrentado a los muchos desafíos que ofrece la montaña.
El piloto sudafricano de wingsuit Julian Boulle además del guía y montañero Gloei Cilliers también formaron parte del equipo. El objetivo final era volar con wingsuit partiendo desde Eastern Buttres que se eleva a 3.000 metros sobre el nivel del mar. Allí hay una pared de roca vertical que luego da paso a espectaculares valles esculpidos por los arroyos.
Sin embargo había poco tiempo para llevar a cabo la aventura pues en esa región tan montañosa la climatología es impredecible.
“Cuando hay mal tiempo un montón de cosas pasan por nuestras cabezas. Después de meses de preparación y tardar 27 horas para llegar allí, la energía está a tope y todo el mundo se muestra entusiasmado porque ha llegado la hora”, comentó DeVore sobre las dificultades a las que tuvieron que enfrentarse.
“Luego empiezas a darte cuenta de que a lo mejor todo el esfuerzo no ha servido para nada. Vamos a estar parados una semana mojándonos bajo la lluvia. Es algo para lo que debes estar preparado. Cuando planeas algo en las montañas, ¡debes estar listo para sentarte y esperar!”.
Parece ser que la fortuna favorece los pacientes, así que el equipo tuvo la suerte de que la climatología mejorase para poder hacer los saltos.
“Hay un momento en el que decides arrojarte desde el acantilado. En ese momento todo va a cámara lenta y una gran sensación de calma se apodera de ti. Tienes que dejar que tu mente fluya. Notas todo, desde un pequeño insecto que pasa a tu lado hasta los colores de la pared de roca que se acerca a toda velocidad. Es pura libertad”, explicó DeVore.
Mike Swanson y Miles Daisher, miembros del Red Bull Air Force, en las montañas Drakensberg.
Pero siempre hay otro pico en algún lugar… “En el helicóptero apenas podíamos controlarnos. Daba igual hacia dónde mirásemos, había un montón de sitios increíbles. Lo único que podemos decir es que tenemos que volver”, dijo DeVore.
Share this post...Tweet about this on TwitterShare on FacebookGoogle+Email to someone